sábado, 6 de junio de 2009

Amada y añorada Tigrita


Querida Hijita: (porque eso fuiste para mi todos estos años)Pareciera que fue ayer que te encontramos un día de enero con poco mas de un mes en el patio de la que entonces era mi clínica, eras una preciosa pelota esponjosa de color gris atigrado, mimosa y compradora ya en ese entonces, te habían arrojado por encima de la muralla y estabas allí tan campante y graciosa como si tu hubieses deseado cambiar de aires y no haber sido desechada como algo que no se desea.
Desde el primer día te hiciste dueña de mi clínica, aunque no eras la primera en ser adoptada, te convertiste en la cabecilla de las excursiones y todas las travesuras infantiles tenia la huella de tus hermosas patitas negras. Supiste comandar la tropa siempre en aumento de mis población felina (gracias a las "generosas" contribuciones de los vecinos, que enterados de que me gustaban los animales, parecen pensar que puedo alimentar a todos) y supiste también ganarte amigos entre los perros, propios y pacientes que llegaban a la clínica.
Aun después de ser operada, mantuviste ese espíritu aventurero que hacia que muchas noches me viera obligada a marcharme a casa sin saber donde estabas porque contrariamente a tus hermanos no habías regresado para la cena. Eras curiosa .....y extremadamente sociable, ibas a entablar conversión con quien te dijera que hermosa gata!, eras atrevida.....sin dudar te atrevías a beber del vaso de agua ofrecido a una cliente y sin que se sintiera ofendida, tanto era tu encanto.
Cuando nos mudamos intente que no escaparas, hicimos todo lo que estuvo a mi alcance para impedir tus paseos.....y lo logramos.....un par de años. Luego, se convirtió en un desafió de ingenio entre tú y yo, y ganaste con soltura, haciendo que me rindiera por mucho tiempo a tus excursiones, con la esperanza de que tus recorridas te llevaran siempre con salud de regreso a casa.
Tenias casi 10 años cuando por primera vez no regresaste a la clínica un sábado por la noche, me preocupé por supuesto, pero el lunes estaba ya pensando que quizá convendria salir a preguntar por ti, dimos la vuelta a la manzana dando tus señas y pidiendo informes, el martes ya era tu fotografía la que enseñábamos buscándote.
Pero recién el miércoles en la noche te encontré, una vecina me aviso que estabas bajo su cocina y fui a buscarte.
Al levantarte en mis brazos te encontré muy delgada y te aferraste desesperada a mis hombros, y no supe el porqué hasta bajarte en la clínica, tenias la cadera rota.
Pensé que abusaste de tu buena estrella que te había guiado siempre sin peligro por las calles o el encuentro con perros, pero mas tarde comprendí que no fue esa la causa.
A partir de ahí, volvimos a extremar precauciones para evitar tu salida, no quería perderte víctima de un estúpido accidente de auto o mordida por un perro que no aceptara tus ofertas de paz.
Me di cuenta, inmediatamente cuan penoso fue para ti abandonar tu vida de aventuras, pero te amaba demasiado para perderte......
Un año después te salio un bulto en el flanco, apenas sopese las posibilidades de la cirugía con tus casi 11 años cumplidos, te operamos y el tumor, resulto un tumor muy maligno de vasos sanguíneos, pero con poca tendencia a recidivar o hacer metástasis (una cosa es lo que dicen los libros y otra lo que hace el tumor).
Unos meses después por un problema renal te hicimos una radiografia y allí descubrí el motivo de tu cadera lastimada, tenias un balín de plomo alojado en el abdomen, así que ese fue el motivo por el que te habías refugiado en ese lugar un año atrás.
No habían transcurrido 5 meses de la primera cirugía cuando ya había salido otro tumor cerca del primero, con optimismo te volvimos a operar y en menos de un mes había regresado pero ya eran dos masas mas grandes, una de ellas encima de la columna.
Juzgue inútil operar de nuevo, ya tenias cumplidos 12 años...... pero en verdad, amada Tigra espere que aun permanecieras conmigo mas tiempo!!!!
Mi hermosa Tigra! que tristeza ver como pasabas de ser la reina de las alturas a una resignada aceptacion de la nueva situación en la cual no podías ya trepar a nada mas elevado que una banqueta, por el tamaño del tumor y tu extrema delgadez.
Querida mía, cómo te acercaste a mi en tus últimos días, pidiendome comida, mimos, que te tuviera en brazos, eso hizo mas difícil aun el verte ir decayendo día a día.
Y esa mañana cuando no pudiste levantarte de la camita, mi alma se estremeció mirando el fondo de tus ojos que con mudo pedido de auxilio me llamaban, creo que en ese momento fue otro espíritu el que tomo mis manos en las suyas y ese espíritu fue el que te sedo y luego con un dolor inmenso, aplicarte un anestésico que se llevo tu almita hacia un sitio mejor, sin dolor y sin penas.
Hija mía, espero que puedas perdonarme haberte sacado la vida, que hayas comprendido que mi corazón sangraba por verte así, que te amé con toda mi alma, que te extraño y que el recordarte me arranca lágrimas cada vez, que miro tu tumba casi cada día y te hablo de cosas que tu sabes, te cuento como ha ido el día, cuido tus jazmines para que tengas siempre flores perfumadas.
Espero que hayas encontrado en el sitio donde van los animales,a tus hermanitas Diosa y Bruji, a mis hijitos caninos que no conociste, a Cucha y a Camila que te precedieron, y sobre todo, que me tengas guardado un lugarcito cerca de todos ustedes porque no quisiera estar en ningun otro sitio!
Vigila a tus hermanitos y vela por la clínica, hermosa mía y guardame en tu memoria como yo te guardaré en la mía.

8 comentarios:

  1. Qué hermosas palabras, Tere! Estoy segura de que la hermosa Tigra, en el cielo, debe estar muy feliz y orgullosa de haberte tenido por mamá. Un abrazo grande!

    ResponderEliminar
  2. Que lindos recuerdos y lindas palabras! De segurop que allá donde Tigra se encuentre, sigue con sus aventuras y recordante y cuidando sigilosamente cada paso que das.
    Cariños!

    ResponderEliminar
  3. Hola, que lino ella se sentira una diva alla donde este, sabiendo que su mami ha querido y la quiere alla donde este, bueno te vine a visitar como tu haces conmigo aunque yo no lo sepa jajaj bueno ahora ya lo se jajaja y te doy mil gracias , ya me comentaste que solo haces frivolite pero no es solo el frivólite es super complicado con esa canillita jajaja me encanta me encanta ademas la gente no lo conoce y tu sabes hacerlo jajajque genial, bueno lo dicho que claro que te anoto en mi cadena de favores, lo unico que tendras espero seas comprensiva con el tiempo pues tengo todo el año 2009 para cumplir estoy atascada de trabajo y ademas hay que ahorrar que los paquete fuera son carisimossss y no estamos como para tirar cohetes jajaja bueno pero tu enviame tu dirección y prometo enviarte el regalo te doy mi correo para que me envies la dirección ok!, virosmont(arroba)hotmail.com besos y abrazos chao

    ResponderEliminar
  4. Si los humanos, que hacemos tanto daño, vamos al cielo, pues estoy seguro que todos los nuestros amados gatos se van allí a esperarnos.

    Bella y tierna entrada.
    Ah! excelente tu playlist, el tema Sevilla es un de mis favoritos, e interpretado nada menos que por el prodigioso John Williams.

    Saludos desde Lima

    ResponderEliminar
  5. Se me saltan las lágrimas leyéndote.

    Si la pasión que sientes por tus animales es tan grande como la que pones escribiendo, qué afortunados serán todos aquellos que estén a tu alrededor, sean animales o no....

    Dédalo

    ResponderEliminar
  6. Amiga querida, no había leído esta entrada hasta hoy... y me dejaste llorando... son tan hermosas y profundas tus palabras y comprendo porque comparto contigo ese sentimiento de amor hacia nuestros niños... no quisiera que ninguna sufriera, que ninguno nos dejara nunca... Tigra era tan especial para mí, tan querida... me quedo sin palabras al verla en esa foto que amo.

    Te adoro, amiga...

    ResponderEliminar
  7. A todos los que me escribieron....gracias! perdonen que dejara pasar tanto tiempo sin hacerlo, han sido tantos los que me abandonaron este año que no podia escribir sin ponerme a llorar y aun al ver a mi pequeña me corren las lagrimas, pero ya prometo ponerme al dia.

    ResponderEliminar
  8. Preciosa historia, llena de recuerdos hermosos, alegrías y penas, sé bien lo que es amar a los animales, y también hago lo que puedo por ellos, sin embargo aún hay tanta indiferencia, por lo que agradezco a Dios que haya gente tan dulce,tierna y bondadosa como usted, un abrazo.

    ResponderEliminar

Se ha producido un error en este gadget.